Cómo fortalecer la memoria contando historias 

Breves - Pruébate

Aprende cómo usar las historias para fortalecer el aprendizaje de los estudiantes

La atención de un estudiante durante una sesión de clase, varía en tiempo dependiendo las herramientas de enseñanza que emplea el docente. Si los alumnos son instigados con listas de conceptos, fórmulas, fechas, entre otros datos, es fácil que pierdan la concentración y en consecuencia los demás comiencen a perder el interés en el tema. Para evitarlo, una de las propuestas o estrategia de enseñanza es trabajar mediante historias.

El ser humano reacciona con experiencias positivas a las narraciones, ya que se encuentra en contacto con ellas desde su etapa infantil. Es de esta forma que al enseñar temas contando historias se desarrolla un patrón narrativo que se convierte en una fuerte plantilla para la memoria, permitiéndole recordar información, mantener el interés, comprender y apropiarse de los temas.

Otra de las causas por las que enseñar usando la narración asegura el aprendizaje, es porque al escuchar historias el cerebro libera dopamina, una hormona que provoca la sensación de satisfacción y placer; de esta forma las historias le ayudan al cerebro a crear conexiones emocionales que generan nuevos recuerdos y facilitan el aprendizaje.

Aprovecha los beneficios de contar historias y ayuda a tus estudiantes a comprender y recordar información de forma sencilla, creativa y divertida. Sigue explorando PruébaT y conoce más sobre cómo aprenden los estudiantes.

¿Te ha gustado este artículo?